Header Ads

Una persecución policial termina con una brutal colisión

Cortesía de KNXV Una persecución policial en Phoenix (Arizona, EE.UU.) ha terminado con un terrible accidente. El coche del sospechoso, que huía a gran velocidad, chocó de frente con otro vehículo y dio varias vueltas de campana. Para asombro de los testigos, el conductor pudo salir del auto, que estaba completamente destrozado, por su propio pie. En el mismo arcén fue detenido por la Policía minutos después. El conductor del otro coche siniestrado tuvo que ser ingresado en un hospital.


Con la tecnología de Blogger.