Header Ads

Tal día como hoy, hace 25 años, España no durmió.


Esa madrugada en Norfolk, Virginia, nuestro Poli Díaz se enfrentó al grandísimo Pernell Whitaker, que ponía en juego sus coronas WBC, WBA e IBF del peso Ligero.
Tras dominar Europa con puño de hierro, era el momento del mundial. Del sueño, de la gloria eterna. Poli no pudo, pero millones de españoles le acompañamos a través de Telecinco. Era Poli, teníamos que creer y creímos hasta el último segundo del último asalto. Parece que fue ayer... grande, Poli.

Con la tecnología de Blogger.