Header Ads

20 Habitaciones antes y después de haber sido decoradas por un diseñador




Los diseñadores son unos magos con una imaginación ilimitada. Y estas son las 20 fotos que lo comprueban. Es más, la mayoría de estas ideas se pueden aplicar en tu hogar sin involucrar a los especialistas.

Cocina pequeña y funcional
En este caso limitarse solo a pintar las paredes y agregar un par de elementos de decoración fue imposible. La cocina se renovó por completo. La combinación del color blanco y ola marina siempre gana, mientras que una planta grande le dará un acento colorido. Unas baldosas imitando mármol en el piso. La ubicación de los muebles se conservó pero el aspecto general es totalmente distinto, ¿no crees?

Un rincón creativo

Esta buhardilla sufrió cambios radicales. Las paredes, pintadas de color turquesa con una pintura acrílica y el techo blanco le dieron más frescura. Es un área de trabajo perfecto para las personas creativas. Los colores agradables, la alfombra de pelo largo bajo tus pies, un sofá clásico y la presencia de elementos naturales, seguramente se convertirán en una fuente de inspiración.

Zona de trabajo

Para trabajar más a gusto y con mayor eficiencia, es necesario crear alrededor un ambiente adecuado. Y las paredes vacías de tonos fríos es algo que definitivamente hay que evitar. En la versión «Después», los colores contienen tonos vivos que contrastan con el piso y otros elementos de madera. Por cierto, el acabado del piso es un parqué envejecido artificialmente. ¡En un espacio como este trabajarías con más entusiasmo!

Idea para una habitación pequeña

Los tonos grises aquí se combinan perfectamente con colores vivos y con una gran cantidad de luz. Los muebles a primera vista sencillos y el tapete original complementan el espacio perfectamente así como los elementos de decoración en los estantes.

Oficina creativa

La oficina es el lugar donde pasamos la mayor parte del tiempo y debemos sentirnos cómodos ahí. Agrégales color a las paredes, unos estantes blancos con accesorios originales, sillas coloridas y laminado claro al piso, y trabajar se volverá un placer.

Una sala colorida

Esta sala quedó irreconocible. Solía estar decorada al estilo tradicional con colores oscuros predominantes. Ahora es una habitación colorida, llena de luz, al estilo «cottage». Este estilo se caracteriza por una gama de colores única, muebles funcionales, el uso del color blanco. Las paredes también se pintan parcialmente de blanco. Dirás que no es práctico, ¿verdad? Pero si cuidas bien la sala, este espacio te servirá por mucho tiempo.

Para aquellos que prefieren tonos oscuros

Hacer de una habitación oscura y sombría, una más viva y colorida, es algo muy común. Pero ¿qué tal si a los dueños les encantan los colores oscuros? Esta sala es la opción perfecta. Solo hay que pintar las paredes de cualquier tono oscuro. En este fondo cualquier mueble claro y colorido lucirá impresionante. No es necesario cambiar el piso, es suficiente tan solo ponerle una capa de laca y brillará como nuevo.

La belleza del minimalismo

La cocina al estilo minimalista que no tiene nada que sobre. Un fondo profundo destaca todas las ventajas de los muebles claros. Todo está basado en el juego de contrastes. El piso claro luce impresionante.

Sala acogedora

En este caso el laminado en el piso es cambiado por uno más claro para darle a la habitación un toque más acogedor. Las paredes se pintan con una pintura acrílica clara, las cortinas se cambian por persianas y la chimenea artificial está cubierta con yeso decorativo, o también puedes usar azulejos.

De color rosa

Este interior no tiene nada que sobre. La maravillosa combinación de blanco y rosa le da vida a esta enorme habitación, mientras que los elementos dorados vuelven el diseño más clásico.

Lo viejo y lo nuevo

Si te cansaste de tu vieja habitación que fue diseñada por la abuela de tu mamá, llegó la hora de cambiar algo y tomar medidas drásticas. Pero no es necesario cambiar absolutamente todo. Es posible mezclar estilos conservando en el interior renovado y moderno el encanto del pasado, tan solo un par de lámparas viejas y canastas de almacenamiento.

Lugar de trabajo cómodo

Este lugar fue creado en el nicho de un armario. Un par de estantes, unas cortinas originales y un escritorio compacto son todo lo que necesita una persona creativa para trabajar. Para lograr una combinación aún más perfecta, puedes cambiar la tabla del piso por un laminado oscuro.

Todo en su lugar

Si quieres que tu cocina luzca colorida y atractiva, no es necesario llenar sus estantes con distintas figuras, canastas, platos coloridos, etc. A menudo para que un espacio luzca con estilo, al contrario, se tiene que quitar algo. Piensa si realmente necesitas todos esos objetos en tu cocina. Determina el estilo y la gama de colores, encuentra el uso correcto de los estantes abiertos. No dudes en quitar todo lo que no necesites.

Dormitorio para niño

Cuando tu niño crece, el diseño de su dormitorio también se debe cambiar. Seguramente ya no juega con juguetes y está cansado de todos los afiches de superhéroes y dibujos infantiles en las paredes, por eso retíralos sin pensar y guárdalos en el ático. También llegó la hora de renunciar a ese tierno color verde. Se pueden sustituir por dos rayas acrílicas en una de las paredes. Un escritorio gigante se puede reemplazar por uno más pequeño, y la cama, simplemente renovarla pintándola de blanco.

Rudo y con estilo

Este diseño es perfecto para aquellos que quieren mantener el aspecto prehistórico de un cuarto de baño y, además, reflejar en él su propio «yo». Experimenta con colores oscuros. A pesar de ser un espacio pequeño, el color café oscuro o incluso negro lucirán increíble. Unos azulejos blancos imitarán los ladrillos en las paredes. La parte más difícil del trabajo es elegir cuadros para completar el aspecto del cuarto.

Dormitorio acogedor

Es una opción para aquellos que quieren cambiar drásticamente su dormitorio enorme. Decora el nicho en el techo con el contrachapado y madera, esto hará que el techo luzca aún más alto. Instala focos empotrados en el techo. Elige muebles de colores cálidos. A primera vista, la habitación está muy satudada de muebles, pero en realidad, todo está muy bien pensado y es funcional.

El rincón del artista

Al revestir las paredes con el cartón yeso, puedes empezar a pintarlas con una pintura acrílica de color más o menos vivo. Deja volar tu imaginación. Pinta los patrones que te gusten sobre las paredes (puedes usar plantillas o incluso pegar algunas estampas decorativas de vinilo). En este caso, la combinación de color menta, negro y dorado resalta la belleza de la decoración en las paredes.

Sala iluminada

Todo lo que se necesitaba para renovar esa sala de color café era refrescar un poco el piso con una capa de laca, retirar la baldosa fría de la chimenea. La superficie se trabajó con yeso y se aplicó otro tipo de azulejos. Las paredes, incluyendo el nicho de la chimenea, se modificaron con una pintura acrílica blanca.

Comodidad y calor

En esta habitación no hubo cambios radicales pero ahora luce más impresionante. Todo lo que se tenía que hacer era cambiar la ventana por una más panorámica, pintar las paredes de color beige cálido, y cambiar los muebles y lámparas de pie que combinaran. Al piso solo se le aplicó una capa de laca.

Habitación con una historia

Este diseño es el hallazgo para aquellos que disponen de presupuesto limitado y están perdidamente enamorados de la historia. Todo se puede elaborar a mano, sin la participación de profesionales, incluyendo pintar las paredes y el techo. Si quieres, puedes cambiar el piso. Los muebles fueron comprados en ventas de garage, tiendas de antigüedades o fueron «envejecidos» a mano. Cualquier objeto que tenga mucha historia lucirá de maravilla en este lugar.

Fuente: Genial.guru

Con la tecnología de Blogger.